Para los gustos se hicieron los colores, así dicta uno de nuestros dichos más populares y nada más cierto que esto.  El gusto, el estilo de vida y los sueños de cada consumidor son determinantes al momento de cualquier compra.  Aspecto que no exime a la industria automotriz.  

En el pasado los autos de transmisión manual o standard eran las únicas opciones en el mercado para los conductores, sin embargo, con el pasar del tiempo se tomó en consideración la comodidad y libertad del chofer para mantener las manos al volante sin hacer mayores esfuerzos al momento de conducir.  

Pero como todo en la vida es cíclico ha regresado esa necesidad de optar por vehículos de transmisión manual.  En especial, para aquellas personas que quieren disfrutar de un automóvil dinámico, con fuerza, sintiendo que llevan el control de la carretera.  Una máquina que les permita disfrutar la emoción. 

Estas cualidades son solo algunos de los beneficios de este tipo de transmisión.  También hay otros a considerar, entre los que se encuentran:

  1. Economía– este tipo de auto suele ser más económico que uno nuevo. 
  2. Dinamismo– son más entretenidos.  El conductor se siente con mayor control y sienten que están más concentrados al momento de transitar por la carretera.
  3. Mantenimiento– la transmisión dura más y la reparación es económica.
  4. Gasolina– ahorran más gasolina que los automáticos. 
  5. Frenos– el sistema de frenos en el auto standard responde a dos tipos; motor y emergencia.  Causando que los frenos se desgasten menos. 

Así como tienes un color favorito no debes ser tímido al escoger el tipo de transmisión que tenga un vehículo.  Escoge el que más se adapte a tu estilo de vida y necesidad.  Ya hoy en día, determinar una tendencia es difícil.  Opta por lo más que te guste y te haga sentir un individuo que sale del patrón. 

Calesa Toyota ¡Somos Familia!